1 jun. 2014

LA CASA BLANCA.




Pinté la casa andaluza de blanco.
Y los muebles.




Empapelé.



Amueblé.




cambié una y mil veces.


Y ayer después de un día de vacaciones extra,por fín está casi habitable.



Sé que a muchos les gustaba la casa con ese sabor antiguo,de casa hogar,con familia....

Pero necesitaba un cambio,y los bancos no dan crédito para comprarse DOS casas.








Siempre adelante.
Hacia atrás,ni para tomar impulso.

5 comentarios:

  1. Hola: totalmente de acuerdo con tu reflexión: ''siempre hacia adelante y nunca miras atrás... el pasado no se puede cambiar ni recuperar... me encanta la casa andaluza de blanco y con el empapelado... es muy bonita. Qué risa con lo de la hipoteca y las dos casas... bonitas fotos.

    ResponderEliminar
  2. Totalmente de acuerdo contigo!!! No están las cosas como para comprar a lo loco y además,la ilusión con que la has transformado,la de recuerdos que han venido a tu mente mientras lo hacías,la nueva historia que has forjado en torno a ella......eso es lo que vale!!!!!
    Y te ha quedado preciosa!!!!!!
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Martaaun me rio de tu comentario sobre la decoración en las paredes,jamás haría tonterías en mi casa uno uno....no se puede gastar dinero en tonterias,pero............se me ha ocurrido una idea para el taller que te va a parecer de lo menos elegante,y lo verás.
    Pilar,tengo una tremenda edad en la que los malos recuerdos se borran de mi mente y sólo me quedan arrestos para mirar el futuro.La casa blanca,en una sola planta es lo que necesito para jubilarme....en el jardin cabrían los perros y los bonsais de mi marido....la tv....no sé,pero si se viene él a mi casita,haría falta para ver los partidos de futbol.

    ResponderEliminar
  4. Maravillosa la transformación. Un saludo, Eva

    ResponderEliminar
  5. I love the fresh look of the white. Great job. Nice selection of furnishings.

    ResponderEliminar